Soy poeta de relaciones textuales abiertas. Escribo porque no sé respirar de otra forma. Siento los versos por mi cuerpo haciéndose poesía en los labios y no puedo ni quiero remediarlo; porque las letras, hablan por sí solas.  Al final del camino, solo quedan las palabras y ellas, que se han criado conmigo, sabrán contaros mi historia.